domingo, enero 07, 2007

Ya era hora, pibe... (66ta. Semana)

Bueeeeeeeeenas a tooooodos!

Cómo va eso? Por acá todo en orden, con un tímido invierno que de tan poco frío, es demasiado húmedo y lluvioso. Parecerá mentira, pero en algún punto se extrañan las temperaturas bajo cero porque todo se seca y deja de llover, además de despejarse el cielo y verse el sol, que a esa altura es meramente decorativo porque, no olvidemos, sólo lo vemos porque las temperaturas son bajo cero.

El martes, luego del día de trabajo, retiré mi bici nueva de la cual no pondré foto porque es igual a la de la foto que puse hace unos meses, cuando dije que iba a comprar una bici. Si me roban esta ya es con saña, pues tiene dos candados para trabar las ruedas y uno más para atarla a algo de alguna forma fijado al piso/pared, de manera que los muchachos no la puedan levantar y trabajarla en el taller. Me guta mucho mi nueva bici y además, es muy cómodo el asiento. Tiene lindos cambios y creo que es la primera bici que tengo desde que llegué que es del tamaño que corresponde. Tiene luces frontal y delantera, tal como la ley holandesa lo estipula. Eso es bueno porque nos evita multas.

Pequeño accidente: ayer fui al súper y en el camino de vuelta voló un jugo de naranja y reventose contra el pavimento. Fue un gran splash cítrico que se lavaba con la lluvia mientras yo juntaba el resto de las cosas de la bolsa que se rompió... por suerte todo lo demás quedó sanito. Nada grave, por suerte.

Al título. Hora de qué? Fotos del tatuaje! Pedón por la tardanza, pero recién este fin de semana tuve un rato libre y además, antes no tenía cámara. Las fotos son... "artesanales", diríamos, porque es muy complicado fotografiarse esa parte del cuerpo. La primera foto intenta dar una idea de cuán grande es el tatuaje, por eso es de la espalda completa. Quien recuerde apropiadamente el tamaño de mi espalda, sabrá.




















La siguiente es una foto del tatuaje en si, pero deben tener especial cuidado en recordar (tal y como se ve en la foto anterior) que el tatuaje es circular y que la deformación sólo obedece al ángulo de la cámara, combinado con el estiramiento de la piel, producto de la contorsión necesaria paa apuntar la cámara más o menos correctamente:


Acá se ve el diseño entero. Es el torito de Tauro (terco signo del zodíaco al que pertenezco con orgullo) levemente adornado.
Eso es todo por ahora.
Un abrazo para todos y buena semana!

6 comentarios:

Mati dijo...

Cosas que pasan al no releer antes de publicar:

"pedón" por "perdón"

"frontal y delantera" por "frontal y trasera"/"trasera y delantera"

En fin... pufff

Mati dijo...

Seguimos:

"guta" por "gusta"

"paa" por "para"

Evidentemente, no era mi idea.

Mati dijo...

En realidad no era mi día, no mi idea. Bue, mejor paro acá.

Jeje

Anónimo dijo...

EN REALIDAD PERECÍA UN POCO MIMOSO O UN MUCHO BEBIDO JAJAJA
MAMÁ

Anónimo dijo...

Bienvenido al selecto grupo de los que vamos a ir al infierno por adornarnos nuestro cuerpo a nuestro gusto.
Beso, la primis mas pequeña

Anónimo dijo...

De tauro no tiene nada, es el Halcon Milenario.