domingo, octubre 01, 2006

1 año... (52da. Semana)

Sí, estoy en Buenos Aires... pero hoy no podía dejar de publicar.

Exactamente hace un año me bajaba del tren en Enschede y buscaba un teléfono público para avisar que estaba todo bien: que había llegado bien, que mi departamento estaba todo bien, que estaba triste bien y lloraba aún mejor, que extrañaba bien...

No voy a hacer un balance del año porque quien venga leyendo esto, chateando conmigo o me haya visto por acá en estos días sabe exactamente qué gané y qué perdí, qué me hace feliz y quién me pone triste, etc.

No sé si eso de que "como se empieza un año se termina" vale sólo para años calendario, porque ahora estoy tan triste, si no más, como hace un año. Creo que es mucho más fácil extrañar a alguien que tener que ver cómo puede negar todo tu ser y toda su relación y pegarte donde más te duele y cuando te retorcés de dolor, darte un poco más. Creo que a veces, cuando uno no tiene más gente en su vida, es preferible la incertidumbre y mi gran "sensación de cabos sueltos" a exponerte a que te ahorquen con uno de esos cabos.

Por suerte, este viaje está resultando ser el mejor hasta ahora y estoy viendo a mucha gente y muchas veces a cierta gente, lo cual me pone muy contento. Creo que es mucho más fácil subir desde esto y más aún, haciendo los primeros pasos de la mano de la gente que me quiere.

Todavía me quedan 10 días acá, pero quiero agradecerles mucho por cómo viene esto y no dudo de qué les voy a agradecer más por cómo va a seguir.

Los quiero!

Ojalá se te acabe la mirada constante,
la palabra precisa, la sonrisa perfecta.
Ojalá pase algo que te borre de pronto:
una luz cegadora, un disparo de nieve,
ojalá por lo menos que me lleve la muerte
para no verte tanto, para no verte siempre
en todos los segundos, en todas las visiones.
Ojalá que no pueda tocarte ni en canciones. -- S.R.

2 comentarios:

mama dijo...

"ser el mejor hasta ahora y estoy viendo a mucha gente y muchas veces a cierta gente, lo cual me pone muy contento".
por suerte este viaje es el mejor y vendran muchos mas y mejores y en mi parecer , es que todos los que te queremos y estamos ahora estabamos tambien antes pero no pudiste vernos tan nitidamente, a lo mejor el amor como dicen es ciego y te cegó pero estabamos, estamos y estaremos aqui siempre esperandote con los brazos abiertos, para compartir los momentos simples de la vida

Anónimo dijo...

Bala, la vida me enseño que si el que tenes al lado no te valora no sirve para nada, mejor olvidarlo, aunque cueste horrores despues viene alguien mejor te lo aseguro. Por vivencia propia, NO SABE LO QUE SE PIERDE.
Sabes que siempre estoy, para lo que necesites.